viernes, 7 de abril de 2017

JOSÉ ZORRILLA Y LA MÚSICA. SEGUNDA PARTE

2. LA PLEGARIA A MARÍA Y UNA ZARZUELA. -


 

En el libro “Recuerdos y fantasías” (Madrid, Imprenta de José María Repullés, 1844), que ya hemos comentado al hablar del “Himno a S. M. la reina doña Isabel II en sus días”, aparece en la p. 153 un poema de cuatro estrofas de cuatro versos titulado “A María. Plegaria”, en el que muchos músicos de esta década y de las dos siguientes, se fijan para ponerle música.









El primero fue Lázaro Núñez Robres (Almansa, Albacete, 1827 - 1896 o posterior), un músico del que poco se sabe. Estudió Derecho en Valencia, e ingresó en el Conservatorio de música de Madrid, teniendo por maestros a Ramón Carnicer y Pedro Albéniz. Por estas fechas de 1855 era director de la orquesta del Teatro Español de Madrid, y crea la música de esta composición religiosa.

Desde finales de 1854, José Zorrilla se encuentra en México, por lo que desconocemos si dio permiso para hacerla o si llegó a conocer la obra.




La partitura, de tres páginas, se titula “Á María. Plegaria para canto con acompañamiento de piano” (BNE: Sig. MP/2795/15). Se conservan además en la Biblioteca nacional otras tres copias de la canción.

Dos de ellas datan de 1872 aproximadamente (por lo tanto, ya se encontraba aquí el poeta). Está editada en Madrid, y es un regalo a las señoritas suscriptoras de “La moda elegante ilustrada. Periódico de las familias”. Son partituras para voz y piano que constan de 4 páginas y solo aparecen las dos primeras estrofas del poema. BNE: Sig. MP/887(7) y MP/1021(17).



La otra data de 1875 y está editada en Madrid (Andrés Vidal, hijo, editor de música. Carrera de San Gerónimo, 34). Consta de 4 p. y aparecen solo las dos primeras estrofas del poema (Signatura MP/1410/11).











Hacia 1860 es otro músico el que se fija en este poema. Nos referimos a Rafael Taboada y Mantilla (El Puerto de Santa María, Cádiz, 1838 - Luceni, Zaragoza, 1914), que edita en Madrid “Plegaria a la Virgen. Recitado”, dedicada a una alumna suya: “A mi distinguida discípula la Señorita Dª. Emilia Iglesias y Menéndez”.

Se trata de una partitura de tres páginas (se conserva la primera y la tercera página) para acompañar al recitado del poema (BNE Signatura: MP 2796/33). También se conserva una reimpresión de 1872 realizada en Madrid: A. Romero. Calle de Preciados, 1 (sig. M/472 1-2 1-9).



LA ZARZUELA.-



GABRIEL BALART
Estando en México, Zorrilla compone su primera zarzuela, a la que llamó “Amor y arte”, cuya acción sucede en un pueblo de Andalucía en el año 1664. Es una zarzuela en tres actos que envía en 1862 a Barcelona para que el compositor y director de orquesta Gabriel Balart i Crehuet (Barcelona, 1824 - 1893), realizara la composición de la música de la parte cantada de la misma. Balart, que, procedente de Milán se había establecido en Barcelona ocho años antes, se había hecho cargo de la dirección del Teatro del Rey y había dirigido varias óperas en el teatro del Liceo, con gran éxito de crítica y de público. No se conserva la partitura de la misma, solo el texto. La obra se representó por primera vez en el reformado Teatro Principal de Barcelona, en abril de 1862.




Lo curioso del libreto es que el compositor Gabriel Balart acorta una canción: la llamada “La golondrina” de la escena VIII, y deja sin musicar a otra: la "Serenata" de la escena IX; las dos del acto segundo. Como el mismo editor (Narciso Ramírez) explica en el texto: “El compositor ha tenido a bien para la unidad de su composición musical, acortar esta canción [La golondrina], así como suprimir la Serenata que canta D. Juan, y otros pequeños trozos; pero no se ha creído oportuno cortar ningún verso de los escritos por el señor Zorrilla, y todos se han impreso” (p. 39-40 del libreto).







FELIPE PEDRELL
El 13 de junio de 1866 regresa Zorrilla a Madrid, después de su estancia por doce años en México y conocería estas versiones de su poema y la crítica del estreno de su zarzuela. Al enterarse del fusilamiento del emperador Maximiliano, edita el libro “El drama del alma” (1867). Se casa de nuevo en 1869 con una joven actriz madrileña de 20 años llamada Juana Pacheco (él tiene 51 años) y se instala en Barcelona. Allí verá completado el trabajo de Balart al decidir el compositor catalán Felipe Pedrell, poner música a la Serenata.





Felipe Pedrell Sabaté (Tortosa, Tarragona, 1841 - Barcelona, 1922) que, a la edad de quince años, ya había compuesto un Stabat Mater a tres voces, se instala en 1863 en Barcelona para continuar sus estudios musicales. Un año antes había compuesto la canción “Amores en el desierto” y junto atrás dos compuestas al año de residir en Barcelona (“Cantilena” y “A…”; 1864) y otras dos compuestas en 1866: “La ramilletera” y “Seguidillas”, decide publicarlas en un álbum de canciones al que va a titular “Noches de España”. Pero el proyecto no lo completa hasta 1970, año en que, no se sabe si por recomendación de Zorrilla, que desde el año anterior vivía en Barcelona, le pone música a la “Serenata” de la zarzuela “Amor y arte”, que como dijimos, se encuentra en el acto segundo, escena IX: El Doctor; Rosa (desmayada); p 42-43 del libreto. Esta serie de seis canciones se editó en 1871. Serenata es la canción número cinco de la serie, que es el opus 46 del autor. La diversidad de fechas en la que compuso la serie justifica la diferencia de estilos musicales de las diferentes canciones.

Según señala la musicóloga Celsa Alonso González (ver bibliografía): “Noches de España”, una colección de seis melodías para canto y piano, es un buen ejemplo de cómo Pedrell intentaba aunar lo popular y lo culto. El resultado final nos lleva más al ámbito de lo culto que de lo popular y, como afirmó el propio Pedrell, fue una obra compuesta (al menos en parte) al calor de la influencia de las exquisiteces del Lied de Schubert y las intimidades del piano nostálgico de Chopin.


El crítico Antonio Opisso, amigo de Pedrell, publicó una reseña crítica del álbum donde afirmaba asimismo que, en su conjunto, resultaba intimista, romántico, aristocrático e incluso schumanniano en algunos momentos (significativamente en la Serenata con texto de Zonilla), pero que no dejaba de ser eminentemente español

Pero lo más curioso de esta crítica de Opisso (siguiendo el artículo de Celsa Alonso), es que continúa diciendo: “El señor Pedrell, de cuya valía musical tengo mayores pruebas todavía, se ha conquistado -puedo decirlo- la admiración de cuantos han oído sus composiciones; pues si en el género sentimental ha sobrepujado tanto a esos autores cuyo único mérito es escoger una buena poesía, en el estilo característico español ha venido a vengarnos de Iradier y de sus cómplices. ¡Dios se lo tenga en cuenta!”.
Como se ve, hace referencia a los poemas que Iradier musicó sobre poemas de Zorrilla, que vimos en el capítulo anterior y que para el crítico no tienen el valor de esta composición, más cercana al lied alemán.


En la biblioteca nacional de España se conservan dos ediciones de esta partitura para voz y piano (Barcelona, Andrés Vidal y Roger). La primera la datan sobre 1877 (Sig. MP/804) y la segunda, con diferente portada, sobre 1883 (Sig. MP/2865/15) y con paginación numerada p. 27 -30. Está dedicada “A mi amigo D. Tomás Campano” (se trata del profesor y compositor pamplonés Tomás Campano Tonzet). En la portada dice: “Noches de España: melodías para canto y piano” nº 5” y le acompaña la letra completa.







En Barcelona permanece apenas dos años y medio, pues el día 25 de abril de 1871, José Zorrilla viaja a Italia, al otorgarle el gobierno español una comisión gubernamental en Roma. Allí estará hasta 1974, en que reside en París, regresando a España de nuevo en 1876. 






LA PLEGARIA A MARÍA DE NUEVO.-


Es en esta fecha donde otro músico andaluz de origen italiano, pianista, organista y muy joven, llamado Luis Leandro Mariani y González (Sevilla, 1864 - 1925), con solo 12 años, realiza otra versión de este poema (lo que da muestras de la popularidad de estos versos). Se conserva en la BNE una partitura manuscrita y encuadernada de 33 páginas (signatura: M/1259), fechada el uno de abril de 1876, en el que el joven compositor sevillano le dedica la obra, mediante una carta y una dedicatoria, al maestro Barbieri (Francisco Asenjo Barbieri: Madrid, 1823 - 1894), que por aquel entonces gozaba de una gran fama como compositor de zarzuelas.

Reproducimos la carta y la dedicatoria manuscrita, pues consideramos que es de gran interés:
  
Sr. D. Francisco A. Barbieri; muy señor mío: Adjunta es una melodía cuya dedicatoria espero aceptará con la benevolencia que le es propia. Grande es sin duda la libertad que me tomo, pero las excelentes cualidades que según pública voz le adornan, me hacen creer recibirá este trabajo como prueba de admiración al talento, y dispensará los muchos defectos que él tiene. Esto, unido al deseo que ha mucho tiempo abrigaba de dedicar una de mis insignificantes composiciones al gran maestro, gloria y orgullo de nuestra noble patria, y cuyas obras me llenan de admiración y entusiasmo, es lo que ha hecho que hoy me atreva a mandarle esta melodía. Con este motivo tiene el honor de ofrecerse de Ud., su respetuoso SSQBSM [seguro servidor que besa su mano]; Luis Mariani; abril 1º/76, Sevilla; calle del velador, n. 8


Dedicatoria manuscrita:

Al eminente compositor D. Francisco A. Barbieri; en sus días; no miréis en esta pobre composición su valor artístico, pues no es ninguno: mirad, si, a través de sus notas, el ferviente deseo que mi corazón abriga de pagar al genio justo tributo de admiración y respeto; Sevilla, abril 2 1876, Luis Mariani.








Y, por último, decir que, por esas mismas fechas, se compone otra versión de este mismo poema. Se trata de “A María: plegaria para canto con acompañamiento de piano” de Pedro H. Sessé. Se trata de una partitura de 5 páginas con las dos primeras estrofas del poema, editada en Madrid (Pablo Martín; plaza de Santa Ana, nº 12) y dedicada a “sus discípulas las Srtas. Dª Amparo Martínez, Dª Concepción Fraile y Dª Rafaela Rayo”. (BNE, signatura: MP/1405/32).












BIBLIOGRAFÍA. -


ZORRILLA, José: Recuerdos y fantasías (Madrid, Imprenta de José María Repullés, 1844),
---. Amor y arte. Zarzuela en tres actos. Barcelona, Narciso Ramírez, 1862.
ALONSO, Celsa: Felipe Pedrell y la canción culta con acompañamiento en la España decimonónica: la difícil convivencia de lo popular y lo culto. En: Recerca musicológica, nº XI-XII; 1991- 1992; p. 305-328.
OPISSO, A.: Bibliografía musical. En: La España musical. nº. 277. 19 de octubre de 1871.


PARTITURAS. -

NUÑEZ ROBRES, Lázaro: Á María. Plegaria para canto con acompañamiento de piano. Madrid, [s.l.], [1855]. 3 p.

---. Á María, para voz y piano. Madrid, La moda elegante ilustrada, [1872] 4 p.
---. Á María. Para voz y piano. Madrid, Andrés Vidal hijo, 1875. 4 p.
TABOADA Y MANTILLA, Rafael: Plegaria a la Virgen. Recitado. Madrid, [s.l.], 1860. 3 p.; Madrid, A. Romero, 1872. 3 p.
PEDRELL, Felipe: Serenata. Barcelona, Andrés Vidal y Roger, [1877] y [1883]. Partitura para voz y piano. 4 p. Serie: “Noches de España. n. 5”.    
MARIANI Y GONZÁLEZ, Luis Leandro: partitura manuscrita, 1876. 33 p.
SESSÉ, Pedro H: A María: plegaria para canto con acompañamiento de piano. Madrid, Pablo Martín, 1976. 5 p.

No hay comentarios:

Publicar un comentario